viernes, 12 de julio de 2013

Pep Guardiola se enojó y criticó al presidente del Barcelona

¡Guardiola con Pep!: se calentó

En la conferencia de prensa del Bayern Munich, Pep Guardiola sorprendió con sus declaraciones, formuladas tanto en alemán como en italiano y en catalán, al quejarse del trato que Sandro Rosell, presidente del Barcelona, le dio desde que decidió alejarse del club.



Enfermedad.

"Durante este año me fui a 6.000 kilómetros (de distancia) y sólo pedí al presidente que me dejaran tranquilo; y no lo han conseguido. No cumplieron su palabra, no la han cumplido", dijo sobre el año sabático que se tomó y durante el cual estuvo en Nueva York.

"Con lo que ha pasado este año, se han pasado de la raya. Utilizar la enfermedad de Tito Vilanova para hacerme daño, eso no lo olvidaré nunca, nunca. A Tito Vilanova lo he visto en Nueva York; y si no lo he visto más, ha sido porque no ha sido posible, pero no por parte mía. Justificar que yo no quiero que le vayan bien las cosas a un compañero que tanto me ha ayudado es de muy muy mal gusto, no me lo esperaba", explicó Guardiola, a quien acusan, según algunas versiones, de no haber visitado al actual técnico del equipo catalán cuando viajó a Estados Unidos a tratarse por su enfermedad.

"Lo único que les pido es que sigan su camino y que a mí me dejen. Y que no utilicen mis amistades o mi gente para hacerme daño. Si quiero ir a cenar con Johan Cruyff, lo hago. No debo nada a nadie. Que hagan su trabajo, que estén contentos con los jugadores que tienen. Les deseo todos los éxitos del mundo, porque no hace falta que diga que los siento un poco míos, ni que diga qué significa el Barcelona para mí", agregó Guardiola.

Guardiola también quedó en medio de la tormenta en el momento en el que Neymar firmó con el Barcelona, ya que lo acusaron de haber criticado a Vilanova por intentar seducir al astro brasileño para llegar a un acuerdo. "Hace tres años que hablé con Neymar porque el presidente del Barsa me lo pidió, para tratar de convencer al jugador de que viniera. Luego en la pasada gala de la FIFA en Zurich coincidí con él y hablamos de fútbol. No es necesario que diga si Tito está capacitado o no, porque fue mi ayudante cinco años y además ha ganado la liga más exitosa de su historia", cerró.

Bayer Munich y Barcelona se enfrentarán en el marco de la disputa de la Copa Hoeness, el próximo 24 del corriente en Munich.

"Me fui a 6.000 kilómetros y sólo pedí al presidente que me dejaran tranquilo; y no lo han conseguido. No utilicen a mis amistades para hacerme daño".

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Publicar un comentario